Historia de Curití Santander

La historia de Curití es tan antigua como los inicios de la civilización Guane, los primeros pobladores de estas tierras que hacen parte de una sin igual cultura Milenaria. En este blog encontraras el relato completo de las memorias de los nativos, sus vivencias en la época de la conquista española y su estructuración en la época de la independencia colombiana.

Plaza central curiti

La civilización Guane,  tiene sus inicios a principios siglo XI, según resultados de pruebas de carbono 14, sin embargo, según las investigaciones antropológicas de los últimos 50 años y los relatos de los cronistas Don Juan de Castellanos y Fray Simón, se evidencia que la zona estuvo habitada desde los años 600.

indigena guane

Una de las principales características de la población Guane eran sus rasgos caucásicos, es decir indígenas de piel clara, cabello castaño o rubio y ojos de colores medios o claros, rasgos diferentes a la fisionomía de los demás indígenas de la zona y del territorio colombiano. Estudios realizados por el antropólogo Gonzalo Correal y el médico Iván Flórez a momias encontradas en la mesa de los santos fundamentan la teoría que “los Guane probablemente

fueron los descendientes de pueblos amerindios que atravesaron el istmo de

Panamá hace unos quince milenios”.

Los investigadores Alejandro Navas Corona y Martín David Acevedo reconstruyeron el rostro de un guerrero guane recurriendo a la investigación de campo forenrese, que permitió conocer y despejar las dudas acerca del aspecto físico de los Guanes[1].

Curití en la época de la civilización Guane

mercado guane

Mercado Guane
Tomado de: elguane.blogspot.com

Los Guanes ocupaban un vasto territorio que abarcaba desde Suaita hasta Bucaramanga y desde Onzaga hasta Zapatoca, por lo que estaban organizados en pequeños cazicasgos, cada uno con un cacique local que estaba bajo el mando de un gran Cacique, el cacique Guanentá, máximo líder de la comarca.

El Jefe de la región de Curití era el Cacique Cuití, es decir, el cacique del lugar de telares, que es el significado de la palabra Cuití en su dialecto. Éste hacia parte de los 31 caciques locales que conformaban la comarca.

El municipio de Curití debe su nombre a la actividad “económica” que ejercían los indígenas de esta zona, la cual se basaba en el cultivo del algodón, el fique y la fibra de Ceiba. Los Guanes desarrollaron diversas técnicas para la producción de fibras naturales, coloración, hilado y confección, que les permitió desarrollar una industria textil con la fabricación de mantas, la cuales se convirtieron en su principal elemento de trueque.

La palabra Cuití paso a ser Curití con la introducción del alfabeto español. Este idioma se empezó a enseñar  a los indígenas por orden de los Reyes Católicos el 24 de abril de 1641 con el fin de extinguir todos los dialectos de la zona.

La conquista del territorio de cacique Cuití

martin galeano

En 1.536 el conquistador español Martin Galeano y su compañero Gonzalo Jiménez de Quesada emprenden la exploración y conquista de los parajes aledaños a la cordillera andina, la marcha partió desde la ciudad de Santa Marta hasta la actual ciudad de Bogota.

En el transcurso de esta tarea, en el año 1539,  Martin, funda la ciudad de Vélez, a orillas del rio Suarez, como refugio de los soldados y asiento temporal de las operaciones exploradoras y conquistadoras, una vez asentada la ciudad y dispuesto lo necesario, Galeano procedió a conquistar nuevas zonas de la periferia, llegando el 20 de enero de 1.540 a la tierras de los indígenas Guanes.

La relación entre Martín y los Guane en un inicio era pacifica, ya que Martín daba a los indígenas  utensilios y herramientas que facilitaban su labores y a cambio estos le daban oro. Una vez establecida una relación de “mutualismo” entre los indígenas y la comarca, Martín se dedicó a organizar las instituciones de la nueva ciudad de Vélez, delegando a Juan Alonso de la torre las tareas de exploración.

Juan Alonso de la Torre en su afán de poseer todo el oro que le fuese posible, siguió las instrucciones de los indígenas que indicaban que el oro “estaba más allá”, por lo que siguió la marcha hacia zonas más alejadas y de difícil paso, éste decepcionado por el engaño, comenzó a tratar mal a los indígenas, quienes cambiaron su actitud pacifica y se rebelaron, atacando a los españoles. Esta rebelión supuso duros castigos para los indígenas con el fin de atemorizarles y darles un escarmiento.

La confrontación entre los españoles y los indígenas fue tal, que a 10 de años del asentamiento de Martín Galeano, de los 100.000 habitantes aproximadamente de la provincia Guane solo sobrevivió el 10%.

 Curití territorio español

Una vez sometida la población, toda la provincia de Guane fue incorporada a la jurisdicción del cabildo de Velez, cuyos territorios, fueron repartidos en encomiendas a soldados que habían participado en expediciones y descubrimientos de tierras en el Nuevo Reino de Granada[2], fue así como en 1.602 las tierras de Curití fueron encomendadas a Juan Olarte cuyos derechos de encomendación pasaron después de su muerte a su esposa doña Ana del Castillo.

Durante las visitas efectuadas a las encomiendas del Nuevo Reino por parte de los escribanos se registraba datos numéricos de la cantidad de indígenas tributarios vinculados a una encomienda[3], para el año 1.617 el número de habitantes de la encomienda Curití era de 129 indígenas, por lo que el oidor Lesmes de Espinoza Saravia le ordenó a los residentes en el lugar, trasladarse al pueblo de Moncora (actual Guane), con el fin de facilitar las tareas de los doctrineros ya que los pueblos estaban dispersos a 28 km uno del otro, esta orden no fue obedecida por los nativos los cuales continuaron asentados en el lugar.

25 años después, en el año 1.642, el oidor Diego Carrasquilla Maldonado les delimitó las tierras comprendidas desde la quebrada de Curití a la quebrada Cuchicute, nombrándola tierra de resguardo a los aborígenes, quienes podían disponer de estas tierras como suyas y ningún blanco debería instalarse en ellas.

Inicios de la fundación del municipio de Curití

historia curiti

El 10 de marzo del año 1.670 el Licenciado Jacinto de Vargas Campuzano del consejo de su majestad formaliza los limites de las Tierras de Resguardo establecidas por el Oidor Diego Carrasquilla Maldonado en 1642, ratificando oficialmente los mismos linderos y estableciendo al municipio de Curití como una tierra de indígenas.

Entre los años 1.690 y 1698 el cabildo indígena reconoce que habían concedido permisos para que la población blanca construyera casas en el casco urbano del pueblo para hospedarse en los días de fiestas, por lo que para el censo realizado en 1.699 se registraba el primer grupo de 54 blancos que habitaban en Curití.

Durante el siglo XXIII los habitantes de Curití tuvieron que lidiar con constantes intentos de trasladar la población a sitios más cercanos como la  parroquia de San Gil, así mismo con los intentos de trasladarles a otros centros de cultura Guane como Mancora  con el fin de convertir las tierras de Curití en una parroquia para blancos. El Virrey Manuel Antonio Flórez suspendió definitivamente el tan controversial traslado de indios y el remate de tierras el 17 de febrero de 1780.

Curití una tierra de blancos e indígenas

Para 1784, Los Guane declaran a la corona española que desde los inicios de la creación del resguardo, no solo han morado los blancos, sino que la mayor parte del pueblo está casado con ellos. De esta manera los residentes de Curití en su esfuerzo para convertir el pueblo de indigenas en una parroquia (que en su mayoría ya eran blancos), se presentaron ante el escribano del cabildo de San Gil y firmaron un documento para expresar su deseo de erigir una parroquia en el sitio donde se había construido la iglesia del pueblo de aborígenes. No obstante; Curití adquiriría la categoría de parroquia el 19 de septiembre de 1.806 a puertas de la independencia de Colombia (la orden se halla en el archivo parroquial de Curití).

Para 1.824, finalizado el proceso de independencia de Colombia se establece un nuevo régimen político, por lo que Curití adquiere la categoría de distrito parroquial en ese mismo año. En 1.844 es incorporado a la provincia de Guanentá, la cual era una división interna del antiguo estado federal de Santander. Para el año 1.859 se le adjudica a Curití el sitio de la Paloblanca ampliando su territorio. Finalmente, después de ser ascendido a Parroquia en el año 1870, Curití  adquirió su condición de municipio del departamento de Santander en el año 1.887

[1] Martín David Acevedo y Alejandro Navas Corona, Entre rostros y tumbas (Bucaramanga: Sic, 2010).

[2] José María Ots Capdequí, España en América. Las instituciones coloniales (Bogotá: Universidad Nacional de Colombia, 1992), 73.

[3] Aaron Copland, Historia de la estadística en Colombia (Bogotá: Dane, 1978)

 

 

LEAVE A COMMENT